0

Carrito

Como ahorrar revelador, la prueba de la gota

By 17 agosto, 2017junio 19th, 2018Fotografía

El otro día, a la vuelta del viaje de Barcelona, me encontré que tenía 5 carretes por revelar, cada uno de su padre y de su madre. Para el revelador Xtol y a 20º los fabricantes recomiendan:

  1. Protopan profesional+ 400: 1:1, 9 minutos.
  2. Ilford FP4: stock, 8 minutos y medio.
  3. Ilford HP5: stock, 8 minutos.
  4. Berger Pancro: 1:1, 18 minutos o stock 10 minutos.
  5. Fujifilm Fujicolor 100: A saber!

Conclusión, o preparaba 5 veces químicos o bien experimentar con la prueba de la gota. 

Ventajas de «la prueba de la gota».

  1. Tiene en cuenta factores que ni el fabricante del carrete ni del químico pueden determinar
    1. Temperatura exacta del químico.
    2. Estado de degradación y disolución exacta del revelador.
    3. Estado de la película…
  2. Es útil cuando no conocemos los tiempos de revelados de la película con la disolución de químico que tenemos.
  3. Puede ayudarnos a conseguir revelados más largos.
  4. Nos alerta de si el revelador está caducado.
  5. Se hace con la luz encendida.

Desventajas de «la prueba de la gota».

  1. Difícil de hacer de forma precisa sin ayuda.
  2. Puede no ser concluyente si el revelador está muy diluido.
  3. Se determina el resultado “a ojo” por lo que es necesario entrenamiento.

¿Como hago yo la prueba?

Cuando vamos a cargar el tanque cortamos un fragmento de la película, en el caso de 35mm lo suyo es que sea de la parte de la lengüeta, y lo dejamos fuera del tanque procurando no tocarlo mucho con los dedos ni mojarlo.

Preparamos una zona seca y plana. Colocamos ahí el negativo con la parte mate hacia arriba. Cogemos una gota de la jarra medidora donde tenemos el revelador preparado. Justo cuando la disolución toca la película ponemos en marcha el cronómetro. A continuación, donde ha caído la famosa gota empieza a aclararse sustancialmente.

Tras unos segundos veremos como la “macha” comienza a oscurecerse poco a poco. Muchos autores dicen que cuando la gota tiene el mismo color que el resto de la película, paremos el cronómetro. Particularmente, creo que es más preciso decir cuando el centro de la gota tenga la misma luminosidad que el resto de la película, pues en el caso de películas de color el tono varía un poco, por eso, esta prueba para carretes de color(revelados con químicos de Blanco y negro) no es muy recomendable.

Una vez  hemos parado el cronómetro contamos el tiempo en segundos que marca el cronómetro (si por ejemplo marcase 1 minuto y 10 segundos, serían 70 segundos los que hay que contar) y dividimos este número entre 4 y estos serán los minutos que necesitaremos para revelar esa película con esa disolución esa temperatura. (si nos ha salido 70 segundos, 70/4=17.5, es decir, tendremos que revelar durante 17 minutos y 30 segundos).

¡Ojo! si hemos forzado el carrete esta prueba solo determina que el químico está en buen estado.

Lo que dice la “teoría”

La teoría dice que, una vez tenemos el revelador en el tanque saquemos una gota de dentro del tanque y realizar la prueba con esa gota, de esta forma la prueba da unos resultados más “exactos”. ¿Por qué yo no lo hago así? Pues bien, resulta que normalmente, el primer minuto de revelado suelo estar agitando el tanque y eliminando posibles gotas en el revelador, y si la prueba de la gota nos determina que se trata de un revelado muy corto, podemos vernos apurados en el proceso. Además necesitaríamos un segundo cronómetro, lo que nos puede llevar a conclusión.

Por eso mismo yo prefiero, justo antes de introducir el revelador en el tanque, coger una gota de la jarra medidora y realizar la prueba. De esta forma, la prueba podría ser menos precisa, pues la temperatura puede variar. Pero siendo realistas, salvo que nos encontremos en caso extremos, el calor especifico del revelador es suficiente como para que en el tiempo que dure la prueba la temperatura del químico no varíe tanto como para que la prueba nos de datos muy distintos a la realidad.

 

¿Cómo usé la prueba de la gota para ahorrar químicos?

Para ahorrar químicos lo que hice en esta ocasión fue, primero preparé una disolución en stock de Xtol para revelar el Ilford FP4. En cuanto terminé el revelado vertí el revelador en una botella opaca cerrada. Cuando terminé el fijado y tras enjuagar bien el tanque, mientras estaba humectando, con ayuda de Itzíar fregamos bien el tanque y me fui corriendo a cargar la siguiente película, en este caso un Ilford HP5. Medí la temperatura del revelador que, por estar en verano, se había calentado de 20ºC a 22ºC y como Ilford no te da información de revelado a esa temperatura, ni conocíamos el estado de deterioro del revelador realizamos la prueba de la gota, que nos arrojó que necesitábamos 7 minutos. Tras esto repetimos el proceso con el Berger Pancro, el Protopan Profesional+ y el Fujifilm.

 

Os dejo por aquí los resultados del revelado:

Protopan Profesional+

Ilford FP4+

Berger Pancro

Ilford HP5+

Guille Carrión Santiago

Author Guille Carrión Santiago

Matemático y cazador del silencio en tiempo parcial. Hace unos años cayó una olympus om-10 en mis manos y descubrí un nuevo mundo. Buscame en instagram como @guillecarrions !

More posts by Guille Carrión Santiago

Danos tu opinión